Los alimentos que consiguen que la dentadura esté más blanca
  1. Bienestar
Otros provocan lo contrario

Los alimentos que consiguen que la dentadura esté más blanca

Ciertos alimentos fomentan el blanco de nuestra dentadura, mientras que otros la oscurecen. Te contamos qué has de comer y qué no para conseguir tener una maravillosa e inmaculada dentadura

Foto: La naranja puede ayudarte a tener los dientes más blancos. (Foto: iStock)
La naranja puede ayudarte a tener los dientes más blancos. (Foto: iStock)

Ser los felices propietarios de una dentadura blanca y reluciente nos sube la autoestima e incluso nos mejora el humor. De hecho, nos anima a sonreír con mayor frecuencia por el simple placer de exhibir el inmaculado aspecto de nuestros dientes. En cambio, si nos avergüenza, podemos volvernos apáticos y menos proclives a reírnos en buena compañía. Uno de los causantes de no tener una dentadura blanca son nuestros hábitos de vida y, particularmente, nuestra alimentación, la cual puede hacer mella en su color. Y aunque existen los dentífricos para blanquear la dentadura –cumpliendo con su cometido con mayor o menor fortuna– o los tratamientos blanqueadores, también hay ciertos alimentos que pueden contribuir a que nuestra sonrisa presente un bonito color blanco. Eso sí, otros producen el efecto contrario.

Los cítricos nos ayudan a salivar y, por lo tanto, a proteger su blanco natural

Para delimitar cada uno de ellos, Vicente Jornet García, doctor en odontología y odontopediatría en Clínica Dental Doctores Jornet, nos ha proporcionado unas interesantes pautas para que nada eclipse la blancura de la dentadura. Eso sí, no podemos olvidar que, en muchos casos, como explica el propio Jornet, dicha coloración tiene su origen en enfermedades congénitas, alteraciones metabólicas o hemáticas. También la pérdida del característico blanco puede achacarse a diferentes grados de fluorosis dental o intoxicaciones como el plomo. Por lo tanto, en estas circunstancias, de poco o en nada nos podrá ayudar esta dieta que, a continuación, detallamos.

Salivar y salivar, la mejor arma

Debemos destacar que el propio proceso de masticar la comida influye en que podamos alardear de dentadura blanca, pues la saliva ayuda a mantener el color natural de los dientes, además de poseer numerosas funciones antibacterianas y antifúngicas que eliminan gran parte de los microbios. Por lo tanto, debemos consumir aquellos alimentos que fomenten la salivación como el pomelo, las manzanas, el limón y las naranjas.

En cambio, es probable que aunque adores tus dientes blancos se te haga imposible concebir la vida sin el vino tinto, el curry, el café, el té, el chocolate, las moras, los arándanos y la salsa de soja, entre muchos otros alimentos cuya ingesta puede ir lastrando la blancura de los dientes.

Foto: iStock.
Foto: iStock.

Vicente Jornet subraya que ciertas frutas de coloración intensa como los madroños, fresas, frambuesas, mango, remolacha, moras o los arándanos concentran una elevada acidez y pigmentos que pueden manchar el esmalte. De hecho, ya en la antigüedad de ellas se extraían colorantes destinados a la industria o al arte.

¿Qué alimentos ayudan a unos dientes blancos?

En cambio, hay otros que sí o sí deben estar presentes en nuestra dieta si nos hemos propuesto blanquear de un modo natural la dentadura.

  • Los cítricos presentan importantes cantidades de vitamina C que estimulan la producción de saliva y, por lo tanto, pueden favorecer el blanqueamiento natural. Además, su consumo puede aportar brillo a los dientes. Sus beneficios no se acaban aquí, pues mejoran la salud gingival. No obstante, debemos desechar los consejos que aseguran que frotar los dientes con jugo de limón y de pomelo fomenta el blanco natural. La razón es que el ácido de los cítricos puede atacar el esmalte de los dientes, aunque este pequeño inconveniente se pueda solventar con un oportuno enjuague.
Foto: iStock.
Foto: iStock.
  • Los yogures. Su consumo no beneficia únicamente a nuestra salud digestiva, pues también los dientes pueden mantener su blanco natural gracias a los aportes de calcio y proteínas de este postre lácteo. De paso, los mantiene sanos y fuertes. Lo cierto es que todos los lácteos ayudan a que los dientes ofrezcan un aspecto más blanco. De hecho, son alimentos que favorecen la segregación de la saliva.
  • Los frutos secos aportan vitaminas y minerales que fortalecen los dientes. Por lo tanto, lanzarnos a la degustación de almendras y anacardos redundará en una sonrisa blanca como la nieve.

¿Qué alimentos evitan unos dientes blancos?

Todos los alimentos citados podemos consumirlos sin temor a que nuestra dentadura se oscurezca. En cambio, otros –algunos ya los hemos citado– figuran en la lista negra y son auténticos proscritos en la dieta de cualquier persona que tenga su dentadura en muy alta estima:

  • El es una bebida de innegables beneficios para la salud, pero los taninos que se concentran en ella pueden tintar la dentadura. Por supuesto, hay variedades de té más perniciosas que otras, como el té negro y el rojo. Ambas proporcionan un toque amarillento a la dentadura.
  • Las bebidas carbonatadas, así como las bebidas energéticas afectan al esmalte de los dientes y los deterioran, pues contienen ácidos perjudiciales. Además, sobre este punto, Jornet agrega que también incluyen en sus fórmulas colorantes que contribuyen a la tinción de los dientes.
Foto: iStock.
Foto: iStock.
  • El vino (ya sea blanco o tinto) y el café también son capaces de dinamitar el aspecto de nuestra dentadura.
  • Los colutorios de clorhexidina, aunque no son en sí un alimento, también conviene incluirlos en esta lista, pues muchas personas acuden a ellos para solucionar las inflamaciones de las encías e ignoran que para remediar un mal, están exponiéndose a otro.
  • La salsas de fuerte coloración. En este apartado podríamos incluir la salsa de soja o el popular vinagre de Módena dado que también pueden afectar al esmalte y causar manchas.
Comida sana Alimentos
El redactor recomienda