¿Pueden comer avena las personas celiacas?
  1. Bienestar
POLÉMICA

¿Pueden comer avena las personas celiacas?

Existe una gran debate en torno a si la avena es segura para celiacos o no. Para conocer la mejor información, debemos escuchar lo que dice la FACE respecto a este tema

Foto: Foto: iStock.
Foto: iStock.

La avena es uno de los alimentos que más controversia causa en relación con la celiaquía. Si nos acaban de diagnosticar esta patología o si ya llevamos más tiempo conviviendo con ella pero queremos introducir este alimento en nuestra dieta, lo primero que debemos hacer es conocer qué dicen los estudios realizados en referencia a este tema y cuáles son los riesgos y beneficios de consumir avena.

Aclarando conceptos: avena y celiaquía

Antes de comenzar a entrar en materia, siempre debemos tener claros los conceptos del tema que estamos tratando, para poder situar mejor la información y comprenderla. La avena es un tipo de cereal con un alto contenido en fibra dietética y que podemos encontrar en modo de copos, salvado, barritas…

Por su parte, como es sabido, la celiaquía es una enfermedad que provoca daños en el intestino delgado tras consumir gluten. El gluten se localiza principalmente en el trigo, el centeno y la cebada.

¿Es seguro consumir avena si somos celiacos?

En este punto actual, no existe una respuesta clara a esta pregunta. Cuando estalló el boom de la avena se desaconsejó totalmente su consumo en personas celiacas debido a su alto contenido en aveninas, un tipo de proteína muy parecida a la glutenina de los cereales tradicionales y que precisamente es la que provoca la reacción.

Foto: iStock.
Foto: iStock.

Sin embargo, estudios como el de 'Seguridad de incluir la avena en la Dieta Sin Gluten (DSG) de las personas celiacas', publicado en la revista 'Gastroenterology' de abril de 2017, no se encontraron variaciones negativas en los sujetos con celiaquía que consumieron avena durante doce meses, ni sintomáticos ni en los resultados de las pruebas serológicas. Por tanto, el estudio concluyó sin evidencias científicas sobre la incompatibilidad de la avena en la DSG, aunque con la precaución de que son necesarios otros estudios rigurosos para poder emitir una respuesta final basada en la ciencia y en la investigación.

Por su parte, la Asociación de Federaciones de Celiacos de España (FACE) publicó en noviembre de 2017 sus recomendaciones al respecto y concluyó con cuatro: consultar con un especialista, introducir la avena en la dieta de forma paulatina, escoger solo avena certificada y buscar aquella que contenga menos de 20 ppm de gluten.

El problema de la contaminación cruzada

A priori puede parecer que la avena es segura para los celiacos, sin embargo, hay que tener en cuenta un problema que siempre debemos vigilar si tenemos esta enfermedad: la contaminación cruzada.

Y es que la contaminación cruzada es el proceso que provoca que unos alimentos entren en contacto con otros durante su producción o preparación. Esto es bastante habitual en el caso de los cereales y es posible que sea precisamente este punto el que pueda provocar más problemas en los celiacos. A menudo se utilizan los mismos campos o instalaciones para la avena que para los cereales con gluten, por lo que la primera puede contener trazas. Precisamente por este punto es por el cual debemos darle prioridad a productos certificados por entidades como la ya mencionada FACE.

Por tanto, solo se recomienda consumir avena certificada, ya que sabemos que los métodos de análisis utilizados para garantizar la ausencia de gluten detectan todos los péptidos tóxicos.

Beneficios de la avena en una DSG

Una dieta sin gluten puede llevar asociada una disminución de ciertos valores nutricionales, como la fibra dietética, que debemos obtener mediante otros alimentos para tener una alimentación sana y equilibrada.

Foto: iStock.
Foto: iStock.

Es precisamente este el motivo por el que muchas personas celiacas quieren consumir avena. Como ya has visto a lo largo de este artículo, no existe una respuesta clara acerca de la relación entre avena y celiaquía, sin embargo, siempre debemos tratar de extremar las precauciones antes de decidir si tomarla o no y estar totalmente seguros de que no vaya a ser perjudicial para nuestra salud.

Lo que sí está más claro son los beneficios de la avena. Entre ellos, los más populares son:

  • Es muy rica en antioxidantes: los alimentos que contienen antioxidantes son cruciales para nuestra salud. Gracias a estos, conseguimos frenar la actividad de los radicales libres y paramos el envejecimiento celular que puede provocar la aparición temprana de un variado número de enfermedades.
  • Disminuye los niveles de colesterol: aunque depende del caso el médico puede recomendar un tratamiento u otro, lo que sí es concluyente es que la alimentación juega un papel fundamental. En el caso de la avena, favorece la reducción del colesterol LDL (el malo) gracias a la presencia del betaglucano de avena.
  • Rico en proteínas: la avena es el cereal con más cantidad de proteína. Una dieta rica en proteínas favorece el desarrollo muscular, aporta energía y refuerza el sistema inmunológico.
  • Rico en fibra dietética: uno de los principales problemas a los que se enfrentan los celiacos es que, al evitar el consumo de cereales, se reduce drásticamente también el consumo de fibra dietética. Encontrar fuentes alternativas es importante para cuidar la salud del estómago, favorecer el movimiento de los intestinos y eliminar también el colesterol (un punto que ya hemos visto con anterioridad). La avena es rica en fibra dietética y es uno de los principales motivos por los que los celiacos quieren consumirla.

En resumen, la avena nos aporta muchos beneficios, sin embargo, debemos siempre vigilar que no exista ninguna contraindicación médica para su consumo en nuestro historial clínico particular. Los celiacos deben poner especial cuidado, ya que, si bien los últimos estudios parecen haber emitido opiniones favorables sobre ella, no hay evidencias científicas suficientes para poder afirmar que es totalmente segura.

Dieta sin gluten Celiacos Cereales
El redactor recomienda