Menú
Esta es la hormona que está detrás de la adicción masculina al sexo
  1. Bienestar
Nuevo hallazgo

Esta es la hormona que está detrás de la adicción masculina al sexo

Vergonzante y oculta, pero real. Afecta a entre un 6% y 8% de la población española y el 90% de los enganchados son varones. Un estudio determina que tener niveles más elevados de oxitocina (la hormona del parto) dispara la dependencia sexual

Foto: Foto: iStock.
Foto: iStock.

Para que cada uno de nosotros pudiera ‘rodar’ una película en su cabeza sobre lo que se sufre, y sobre la cruda realidad de una de las adicciones menos confesadas, bastaría simplemente con visionar 'Shame' (vergüenza), de Steve McQueen.

En ella, Michael Fassbender, un hombre de 30 años, dibuja paso a paso lo que significa vivir las 24 horas al día por y para el sexo.

Foto: Marion Cotillard y Michael Fassbender visitan 'El Hormiguero'

No sabemos cuantificar cuánto sexo es demasiado. Pero sí sabemos que la adicción al deseo carnal arrastra las mismas consecuencias del enganche a la coca, al juego o al tabaco.

Foto:

Conocida también como trastorno hipersexual (HD, por sus siglas en inglés), se considera una patología del deseo sexual no parafílico que involucra conductas sexuales excesivas y persistentes en relación con diversos estados de ánimo, con un componente de impulsividad y pérdida experimentada del control.

Tras las cifras, los números ocultos

La hipersexualidad afecta a entre un 6% y un 8% de la población española, pero son ellos los que más caen en el trastorno. Y esta escondida adicción está catalogada, además, como un problema de salud mental por la Organización Mundial de la Salud (OMS).

placeholder Foto: iStock.
Foto: iStock.

Una de las que más han aumentado durante la pandemia, como dibuja un estudio de ‘Frontiers in Psychiatry’ de marzo del año pasado.

Ahora llega un nuevo trabajo que pone sobre la mesa una posible causa biológica de esta adicción: la oxitocina (esa famosa hormona del parto y del amor).

Al parecer, los hombres que 'caen' pueden tener niveles más altos de ella en la sangre en comparación con los que no 'se mueven tanto dentro de las sábanas', según recoge la revista 'Journal of Clinical Endocrinology & Metabolism', de la Sociedad de Endocrinología de EEUU.

Foto: Oxitocina, la hormona del amor. (iStock)

Sabemos que la oxitocina es una hormona producida por el hipotálamo y secretada por la glándula pituitaria. Desempeña un papel clave en el comportamiento sexual y los niveles anormales de la misma pueden ser la ‘bala’ que dispara la adicción.

"Descubrimos que los hombres adictos al sexo tenían niveles más altos en comparación con los sanos", afirma Andreas Chatzittofis, de la Facultad de Medicina de la Universidad de Nicosia (Chipre) y de la Universidad de Umeå (Suecia). “La terapia conductual cognitiva condujo a una reducción tanto del comportamiento hipersexual como de los niveles de oxitocina”, agrega.

Una muestra de 64 varones

Los investigadores analizaron las muestras de sangre de 64 hombres afectados y 38 sanos. Encontraron que los hipersexuales tenían niveles más altos de oxitocina en la sangre. Treinta hombres con trastorno hipersexual pasaron por un programa de terapia conductual cognitiva y vieron una reducción significativa en sus niveles de oxitocina después del tratamiento, como hemos indicado anteriormente

“La oxitocina juega un papel importante en la adicción al sexo y puede ser un posible objetivo farmacológico para futuros tratamientos”, destacan los investigadores.

Para que cada uno de nosotros pudiera ‘rodar’ una película en su cabeza sobre lo que se sufre, y sobre la cruda realidad de una de las adicciones menos confesadas, bastaría simplemente con visionar 'Shame' (vergüenza), de Steve McQueen.

Salud mental Noadex
El redactor recomienda