Menú
Los 6 cambios que trae la menopausia y las soluciones para hacerles frente
  1. Bienestar
De la mano de los expertos

Los 6 cambios que trae la menopausia y las soluciones para hacerles frente

En España hay más de 22 millones de mujeres, y de ellas alrededor de 8 millones la están pasando o la han pasado. Los cambios en esta etapa de la vida son inevitables, pero sus efectos se pueden controlar

Foto: Foto: iStock.
Foto: iStock.

Si el paso de la adolescencia a la juventud es una de las etapas más complicadas en la vida de cualquier persona, la transición de los 40 a los 50, no se queda atrás. Y si nos centramos exclusivamente en el colectivo de las mujeres, no hay duda de que este periodo puede llegar a ser realmente muy difícil de llevar.

Aunque no se puede señalar una edad concreta que marque el antes y el después de la menopausia, lo habitual es que a partir de los 45 años, la mujer comience a experimentar ciertos cambios, como aumento de peso, irritabilidad, insomnio o sequedad vaginal, entre otros. Todos ellos síntomas que, junto a los sofocos, la falta de menstruación, disminución de la libido, tendencia a la osteoporosis o la caída del cabello, conforman el diagnóstico de la menopausia, según el doctor Juan Vidal, jefe de la Unidad de la Mujer del Hospital Ruber Internacional (Madrid).

Foto: Terapia hormonal para la menopausia. (iStock)

Una retahíla de señales que tienen un denominador común, los estrógenos y la progesterona, ya que "su disminución parcial o total es la causa principal de la premenopausia y de la menopausia", aclara el experto, quien nos recuerda que solo podemos hablar de menopausia cuando se lleva al menos un año sin tener la regla, ya que antes nos referiremos a esta etapa como premenopausia.

Veamos a continuación cuáles son los principales cambios que experimentan las mujeres durante la menopausia y qué se puede hacer para aliviar sus efectos.

1. Molestias articulares y pérdida de masa ósea

Según el doctor Juan Vidal, la disminución o cese de la producción hormonal de los ovarios trae consigo molestias articulares y pérdida de masa ósea. Eso sí, también apunta que estos síntomas se pueden aliviar siguiendo unas sencillas pautas como "practicar ejercicio físico, tomar la medicación adecuada para el dolor, tratamiento hormonal si se considera conveniente, así como masajes terapéuticos".

Foto: Foto: iStock.

2. Aparición de canas y caída del cabello

La disminución de la producción de estrógenos es la causa que hay detrás de estos síntomas, según Vidal. Dos efectos que sufren la mayoría de las mujeres cuando llegan al climaterio y que para ser tratados de la forma más conveniente es importante que "acudan al dermatólogo para que este pueda valorar su caso en concreto", señala el doctor.

3. Sequedad vaginal

Tal y como describe la Clínica Mayo, la sequedad vaginal es un signo distintivo del síndrome genitourinario de la menopausia, también conocido como vaginitis atrófica o atrofia vaginal. En esta afección, los tejidos vaginales se vuelven más delgados y se irritan más fácilmente, como resultado de la disminución natural de los niveles de estrógenos durante la menopausia. Ahora bien, el jefe de la Unidad de la Mujer del Hospital Ruber Internacional, el doctor Juan Vidal, aconseja el uso de cremas hidratantes y de un eventual tratamiento hormonal como medidas de alivio.

Foto:

4. Cambio de color de los dientes y sequedad bucal

Si desde hace un tiempo has notado alguno de estos síntomas, puede ser que estés entrando en la menopausia y que, tal y como apunta la doctora Carlota Ruesta, del Servicio de Ginecología del Hospital Universitario Sanitas Zarzuela (Madrid), "se hayan producido ciertas modificaciones en la mucosa bucal y en el hueso que sujeta los dientes". Para paliar sus efectos, la experta aconseja "reforzar los hábitos de higiene dental y, por supuesto, acudir al odontólogo de forma periódica".

5. Aumento de peso y cambio en la grasa corporal

Sin duda, uno de los síntomas que más preocupa a las mujeres, si no el que más. Y es que, a partir de cierta edad, uno de los comentarios más escuchados entre las afectadas es que a pesar de comer lo mismo, los valores de la báscula no paran de crecer. Este efecto, que te puede parecer algo paranormal, lo cierto es que no lo es. También para eso la ciencia tiene una explicación y esta apunta directamente al descenso de los niveles de estrógenos. Además, "el enlentecimiento del metabolismo hace que la grasa se concentre en la región abdominal y visceral, por lo que el patrón ginecoide (cuerpo en forma de pera) cambia a un patrón androide (cuerpo en forma de manzana)", aclara la doctora Ruesta.

placeholder Foto: iStock.
Foto: iStock.

Sin embargo, esto no significa que no podamos hacer nada al respecto. Dos de las medidas más efectivas que pueden ponérselo más difícil a esos kilos extra son "tener unos hábitos sanos en la alimentación, como los que conforman la dieta mediterránea, y la práctica de ejercicio de forma constante, sobre todo, rutinas de fuerza, ya que son muy útiles para mantener y desarrollar la masa muscular", argumenta Ruesta.

6. Irritabilidad, tendencia a la tristeza y cambios de humor

No eres tú, son tus hormonas. Experimentar con cierta asiduidad giros inesperados e injustificados en tu estado de ánimo puede resultar de lo más desconcertante, tanto para ti como para tu entorno. Ahora bien, en realidad, sí que están justificados, ya que esta montaña rusa emocional está impulsada también por los cambios hormonales que estás viviendo.

Foto: Los lácteos la retrasan hasta tres años. (iStock)

Además, "estos suelen coincidir con la crisis personal que muchas personas pasan a esta edad, con la adolescencia de los hijos que trastoca la dinámica familiar y con el envejecimiento de los padres", asevera la experta, quien presenta varias opciones a la hora de aliviar esta situación: "En primer lugar, sin duda, lo más conveniente es acudir a un experto para obtener una valoración médica que sirva para descartar una depresión. Además, este determinará la conveniencia o no de una terapia hormonal o de fitoestrógenos. En cualquier caso, consultar a un coaching y/o un psicólogo para que haga un diagnóstico y lleve un control del estado emocional del paciente es fundamental.

Y concluye: "La menopausia es una etapa complicada, donde el apoyo familiar y el de amigas que estén pasando por la misma situación puede ayudar mucho a llevar los cambios de la mejor manera posible. También puede ser muy beneficioso practicar meditación, ejercicio físico y reservarse un tiempo de ocio para una misma".

Si el paso de la adolescencia a la juventud es una de las etapas más complicadas en la vida de cualquier persona, la transición de los 40 a los 50, no se queda atrás. Y si nos centramos exclusivamente en el colectivo de las mujeres, no hay duda de que este periodo puede llegar a ser realmente muy difícil de llevar.

Salud
El redactor recomienda