Los aspirantes a alzarse con el título de 'MasterChef 6' tienen que enfrentarse en el programa de este jueves, el segundo emitido por La 1 de RTVE esta semana, a una técnica culinaria muy especial, el foodparing, un método científico de combinación de ingredientes que establece uniones entre estos partiendo de las similitudes aromáticas que tengan entre ellos.

Esta técnica se basa en el análisis químico de los componentes de los alimentos y bebidas para la posterior creación de listas de aromas vinculados con cada uno de los alimentos. Una vez desarrolladas estas listas, se analizarán los resultados para encontrar aquellos ingredientes que mejor combinen entre sí según las coincidencias o conexiones aromáticas que existan entre sus componentes químicos.

Esta técnica puede ayudar a los cocineros en sus procesos de creación, ya que permite encontrar de manera sencilla nuevas combinaciones con las que experimentar y garantiza siempre un buen resultado para el paladar. Además, la utilización de este método científico en la cocina permite a los chefs desligarse del contexto cultural y geográfico, y les puede llevar hacia combinaciones poco convencionales e incluso inimaginables para ellos.

Una enorme base de datos de olores

El científico belga Bernard Lahousse, especializado en bioingeniería y derechos de propiedad intelectual, presentó en 2006 junto a Peter Cucqut el proyecto Foodpairing, una plataforma a través de la que científicos estudian las posibles combinaciones entre ingredientes para formar una base de datos capaz de ofrecer alternativas de maridajes basadas en la identificación de moléculas aromáticas compartidas. Así, los científicos ponen al servicio de los usuarios una plataforma web en la que pueden consultar qué ingredientes de comida y bebida darán un mejor resultado en conjunto.