El mazapán es prácticamente una institución entre los dulces más clásicos y tradicionales de España, especialmente en la época de Navidad. Es en este momento del año cuando se convierte en un producto muy típico. Su elaboración solo requiere almendras, azúcar y huevo para crear una pasta que resulta sabrosa y tierna. Posteriormente, esta puede acompañarse con otros ingredientes por dentro o por fuera para crear diversas variedades.

En nuestro país se pueden encontrar en multitud de lugares, pero hay algunos que destacan y que se han convertido en referentes por su elaboración. En Toledo, por ejemplo, está muy arraigada su preparación y consumo durante todo el año, pues incluso los orígenes de dicho dulce se vinculan a esta ciudad. Con motivo de la cercana Navidad, en Alimente hemos querido buscar dónde se pueden conseguir algunos de los mejores mazapanes de España.

Toledo

Si hay un lugar donde los mazapanes son típicos es Toledo, de donde se dice que son originarios, aunque hay varias teorías al respecto que señalan que pudieron traerlos los árabes o que fueron inventados en el convento de San Clemente. Sea cual sea su fuente, este municipio castellano es todo un especialista en dichos dulces y entre ellos hay varios establecimientos que preparan algunos de los mejores del país.

Foto: iStock.
Foto: iStock.

Por un lado, encontramos obradores como Santo Tomé, activo desde 1856 y uno de los más célebres de la ciudad y del país. En su web dejan claro que sus mazapanes “se distinguen por su cuidada elaboración artesanal y porque utilizan únicamente ingredientes naturales y de primera calidad. Rechazan todo tipo de conservantes para ofrecer un producto fresco y natural, con el inigualable sabor que lo distingue". Para ello, utilizan almendras, azúcar, huevo y miel. También hay lugar para otras preparaciones originales como los quesos de mazapán, que van rellenos de cabello de ángel confitado.

Una variedad de los mazapanes son las anguilas, que se enrollan y se acompañan de fruta confitada

Otro mítico es San Telesforo, que data de 1806 y que con 212 años a sus espaldas sigue siendo todo un referente, además del obrador de mazapán más antiguo de España. Artesano, hecho a mano y en diversas variedades. Además de la preparación tradicional, hacen las famosas anguilas, la típica serpiente de mazapán que se enrolla de manera circular y se acompaña con fruta confitada.

Los mazapanes también se han cultivado con gran fama y prestigio en los conventos toledanos. Y si hay uno que está asociado a este dulce es el de San Clemente el Real, donde una leyenda local sitúa el origen de dicha elaboración tras la batalla de las Navas de Tolosa en el año 1212. Cierto o no, a día de hoy las religiosas de este convento continúan haciendo y vendiendo estos dulces al estilo tradicional.

Entre otros muchos enclaves religiosos dedicados al mazapán, destaca el Convento de la Concepción Agustina, así como la marca El Convento, que surte también de unos prestigiosos dulces elaborados por las dominicas de Jesús y María.

Foto: iStock.
Foto: iStock.

Madrid

La capital de España también ha recibido el arte toledano del mazapán; de hecho, allí se encuentra un establecimiento de la Pastelería Plaza Mayor, donde los preparan de manera artesana. Esta habita también en Toledo, tiene obrador propio y es especialista en el dulce más tradicional elaborado con almendra, azúcar y miel. También preparan anguilas, almendrados, empiñonados… Un enclave mítico que se ubica, como su nombre indica, junto a la emblemática plaza madrileña. Casa Mira, fundada en 1842, es otra emblemática pastelería y confitería que, aunque es conocida por su turrón casero, también prepara unos suculentos mazapanes.

Sevilla

Andalucía tiene una amplia tradición en el consumo de este dulce y, de hecho, hay una elaboración muy propia y típica de esta tierra que se basa en ella: los pasteles de Gloria. Estos consisten en una bola de mazapán que se rellena con batata confitada y resulta dulce y cremosa en la boca. Así, en Sevilla, la capital de esta región, se puede encontrar, por ejemplo, la Pastelería Los Ángeles como una de los referentes en la elaboración de mazapanes clásicos y otras recetas como la citada.