En Casa Dani, desde las 7:30 de la mañana se puede tomar el mejor pincho de tortilla de toda España por solo 2,80€; y lo del mejor pincho de tortilla no es una forma de hablar, ni una exageración, es una rigurosa realidad, porque Casa Dani ha logrado que su tortilla de patatas haya sido reconocida–entre otras 100­– como la mejor del país en el II Campeonato de España de Tortilla de Patata celebrado en Tenerife a finales del pasado mes de marzo. La tortilla de Casa Dani es realmente excepcional: estilo Betanzos, poco cuajada, elaborada con patata manchega –cortada muy fina–, aceite de girasol, incluyendo o no cebolla.

En Casa Dani también se puede comer, como ellos mismos dicen, “la mejor cocina de mercado”, porque, en sentido estricto y no en vano, todos los productos que llegan a la cocina del bar-restaurante tienen como proveedores a los puestos vecinos del Mercado de la Paz.

Mucho más que tortilla de patata

En Casa Dani, aparte de la magnífica tortilla, ofrecen el que probablemente sea el menú con mejor relación calidad-precio de Madrid, a elegir: 10 o 12 primeros platos, 10 o 12 segundos, además de bebida y varios postres cantados de viva voz.

Estas eran las opciones el día que nosotros estuvimos por allí:

Primeros: arroz con bogavante, lentejas estofadas, alcachofas, crema de legumbres, macarrones boloñesa, menestra de verduras, ensalada de pasta, salmorejo, brócoli, judías verdes …

Arroz con bogavante en Casa Dani.
Arroz con bogavante en Casa Dani.

Segundos: carrillada estofada, cochinillo asado, rape en salsa verde, gallo plancha, salmón plancha, dorada a la espalda, fritura de pescado, escalope milanesa, filete de choto, filete de pollo, chuletas de cerdo…

Además de constatar el excepcional nivel de la famosa tortilla del sitio, nuestra elección de menú fue probar dos primeros y dos segundos: lentejas, salmorejo, filete de choto y el escalope milanesa…, y hay que decir que cualquiera de los platos estaba al mismo nivel de calidad que uno podría encontrar, comiendo a la carta, en cualquier reconocida casa de comidas, taberna ilustrada o restaurante de cocina tradicional.

De modesto bar a emporio gastro-familiar

Casa Dani comenzó a funcionar en 1991 como un modesto bar del conocido Mercado de la Paz, en el que solían desayunar o comer algo a mediodía los vecinos de la zona y los colegas y clientes del mercado. Hoy casi 30 años después, aquella minúscula tasca se ha convertido en un pequeño emporio gastro-familiar que, además de disponer de una terraza a la entrada del mercado por la calle Lagasca, ha conseguido unir, ocupar y poner su enseña en 12 o 14 puestos de la popular galería comercial madrileña. En la actualidad, Casa Dani vende más de 400 tortillas diarias, bien para llevar o para consumir en sus barras o comedores, donde, por otra parte, sirve por encima de 200 menús al día.

La familia de Casa Dani.
La familia de Casa Dani.

En esta exitosa casa de comidas, como a Daniel le gusta decir, “no hacemos otra cosa que servir comida casera de toda la vida”. En Casa Dani se produce, además, un fenómeno curioso de integración social que no es fácil ver en otros lugares, porque en sus atestadas barras o en sus apretados y bulliciosos comedores, se da cita la más diversa fauna urbana madrileña, desde el grupo de obreros de la construcción que hacen un alto en su faena para tomarse el pincho de tortilla o un menú, pasando por la pareja de ejecutivos o el grupo de señoras bien del barrio.

La continuidad del negocio parece asegurada porque, además de Daniel García, fundador de la casa, y su mujer, Lola Cuerda, cocinera y alma del establecimiento, sus hijos Noelia y Daniel Jr ya están incorporados y trabajando en el local. O sea que, durante mucho mucho tiempo, se podrá seguir disfrutando de una gran tortilla en el Mercado de la Paz.