Quedarse en Madrid en verano puede convertirse en una auténtica pesadilla para muchos. Si eres de los que trabaja o de los que te has quedado sin vacaciones o no las coge hasta septiembre…, no hay por qué sufrir. El ritmo de trabajo se ralentiza, el tráfico fluye con total normalidad y los atascos desaparecen, ir de compras sin esperar colas interminables se convierte en todo un lujo y puedes hacer cualquier plan de forma tranquila sin aguantar grandes aglomeraciones de gente. ¡Todo son ventajas! Por eso, salir a comer o cenar fuera de casa se convierte en uno de los mejores planes y ya que los fogones tampoco descansan, puedes aprovechar para conocer restaurantes nuevos o ir a aquellos de moda a los que durante todo el año resulta casi imposible, por las reservas y las largas listas de espera.

Si te encuentras en alguna de estas situaciones o incluso has elegido la capital como destino de vacaciones, te proponemos diferentes propuestas gastronómicas para llevar mejor el verano en la ciudad.

BiBo Madrid

BiBo.
BiBo.

Conocer mundo sin salir de Madrid es posible gracias a la cocina global que propone el chef Dani García. Un restaurante estrella Michelin con una amplia y variada carta en la que no existen las fronteras. Abrimos con una selección de brioches y tapas, entre las que destaca el brioche de rabo de toro con láminas de champiñón, salsa DG y rúcula. Pasamos por platos verdes y refrescantes, como el salmorejo rojo de centollo o la ensalada de bimi y kale, aliñada con mostaza y miel de flores, cacahuetes y sésamo. Y seguimos con marisco y atún de Barbate en sus diferentes versiones (tataki, tartar o solomillo), imprescindibles que no pueden faltar, y una variada selección para los más carnívoros. Todo ello, por supuesto, sin olvidarse de Andalucía, la cual tiene un importante protagonismo dentro de la carta: frituras como las croquetas cremosas de chipirones en su tinta o la lubina frita en adobo y una excelente selección del mar, bacalao a la parrilla o rape con risotto de gurullos.

Además, y para disfrutar aún más del verano en la capital, el próximo mes de agosto se abrirá Lobito de Mar, el concepto más mediterráneo de Dani García, donde el producto será el principal protagonista. Su carta estará protagonizada por, entre otros platos, espetos de sardinas, marisco o arroces. Una oferta culinaria con la que te sentirás más fuera que dentro de Madrid.

Horario: De L-V 13:00-16:00h / 20:00-23:30h, S-D 12:00-16:00h / 20:00-23:30h. En Paseo de la Castellana, 52.

Nice to meet you

Si buscas una opción diferente, Nice to Meet you Restaurant & Lounge es tu lugar. Situado en la 14ª planta del Dear Hotel de Plaza de España, este restaurante ofrece unas vistas 360º de la Casa de Campo, el Palacio Real y todo el centro de Madrid. Ofrece una cocina actual y cosmopolita bajo un ambiente sofisticado y distendido: Tartar de atún rojo con mango, menta y panceta ibérica, sobre semifrío de aguacate y sopa cremosa de tomate para empezar; pulpo a la brasa con parmentier ligera de pimentón y tubérculos confitados; o presa ibérica en dos cocciones con mojo de cacahuetes y miel y cebollas caramelizadas para continuar, y souflé de chocolate gianduja de postre para terminar. Además, su decoración, concebida sobre la idea de un jardín urbano, dispone de una zona de terraza en la que seguro pasarás las mejores noches de verano con un cóctel en la mano y música de fondo. Y por si esto fuera poco, los fines de semana cuentan con DJ para amenizar la velada. ¿Es o no tentador?

Horario: De L-D de 7:30-02:00h. En Gran Vía, 80.

Bacira

Bacira.
Bacira.

En el corazón del barrio de Chamberí se encuentra Bacira, una experiencia gastronómica en la que el Mediterráneo y Asia se unen a través de una carta pensada para satisfacer a los paladares más curiosos. Abrió sus puertas hace 5 años de la mano de los chefs Gabriel Zapata, Vicente de la Red y Carlos Langreo, y siguen llenando sus mesas a diario sin defraudar a sus comensales. Su éxito reside en la calidad y en la frescura de sus productos, alternándolos según su temporalidad. En esta cocina fusión, han querido que productos como el atún, el bacalao o las mollejas convivan con ingredientes como las algas, el jengibre o el lemon grass. Como recomendación proponen gazpacho de cerezas con tartar de langostinos y helado de ginger, el tiradito de dorada con vieiras de la Patagonia con salsa huancaína, una de las estrellas de la casa, usuzukuri o tiradito de lubina a la bilbaína. Y además ofrecen take away para quienes prefieran disfrutar desde casa. Una experiencia creativa e innovadora para un verano diferente.

Horario: De L-D de 13:00-16:00h / 20:30-00:00h. C/ Castillo, 16.

Amazónico

Amazónico.
Amazónico.

Adentrarse en la selva amazónica nunca había sido tan fácil. Y es que en pleno barrio de Salamanca encontramos el restaurante Amazónico entre un verdor y una exuberante vegetación propia de una naturaleza salvaje. Su oferta gastronómica, como no podría ser de otra manera, se inspira en la cocina mediterránea, tropical y asiática. Una explosión de sabores y sensaciones culinarias apta para todo los paladares. El restaurante cuenta con diferentes espacios, perfectos para disfrutar de un almuerzo ligero, una tapa en la barra, con el sushi como protagonista o una cena con cócteles incluidos. Entre la carta podemos destacar platos como chaufa integral de pato al tucupi (tres tipos de arroz integral con pato azulón salvaje a la parrilla), un solomillo de vaca a la parrilla o el clásico aguachile de mero (ceviche mexicano de mero negro). Y si te gusta el jazz, podrás disfrutar de su ritmo todos los días de la semana en The Jungle Jazz Club. Blues, bossa nova, soul o funky… Una mezcla de los mejores sonidos del mundo con bandas nacionales e internacionales que acompañarán tus noches de verano en Amazónico.

Horario: De L-D de 13:00-00:00h. En C/Jorge Juan, 20.

El Mirador del Thyssen

Situado en el ático del Museo Thyssen, será la parada obligatoria para los amantes del arte culinario durante este verano. El restaurante cuenta con unas privilegiadas vistas al Paseo del Prado y una cocina mediterránea que hace que esta lujosa experiencia sea aún más especial. Ofrecen una carta tradicional con tintes internacionales como los noodles con vieiras, lemon grass, torreznos y curry cítrico. Además, entre sus platos se podrá degustar un exquisito jamón de bellota D.O. o el cochinillo crujiente con alcachofas de Jerusalén y el rodaballo sobre foie vegetal, reducción melosa y oliva texturizado entre su selección de carnes y pescados.

Un espacio exclusivo que permanecerá abierto hasta el próximo 7 de septiembre en servicio de cenas, por lo que será imprescindible reservar si quieres vivir un momento único e inolvidable.

Horario: De M-S de 20:30-01:30h del 28 de junio al 7 de septiembre. En Paseo del Prado, 8.