Tu sartén no sirve. Usa una de estas para hacer tortilla de patatas
  1. Gastronomía y cocina
Consejos prácticos

Tu sartén no sirve. Usa una de estas para hacer tortilla de patatas

Es uno de los platos genuinamente español, pero para que quede perfecta se requiere que este utensilio de cocina tenga unas cualidades determinadas. Alimente te guía en su elección

Foto: Tu sartén no sirve. Usa una de estas para hacer tortilla de patatas
Tu sartén no sirve. Usa una de estas para hacer tortilla de patatas

¿Quieres hacer una tortilla de patatas? Para que la tortilla salga ‘redonda’ hay que tener, en primer lugar, ingredientes de calidad: patata nueva, huevos de los mejores, incluso de gallina feliz, es decir, criada en libertad, un magnífico aceite de oliva y sal. ¿Que la quieres con cebolla o con otros ingredientes (chorizo, pimiento verde, pimiento rojo…)? No hay más que añadirlo a la mezcla previamente sofrito.

Recetas hay muchas y muy variadas, hay tortillas incluso veganas, pero poco se habla de la sartén más adecuada para preparar este manjar. Estas son las variables que hay que tener en cuenta para elegir la mejor sartén para hacer una tortilla de patatas en lo que se refiere a medidas y materiales:

Foto: iStock.
Foto: iStock.

  • Material: de titanio, de acero inoxidable, de hierro mineral. Todas son buenas. Ten en cuenta otras variables.
  • Diámetro: lo ideal es hacerla en sartenes de 24 cm, calculando que este tamaño es para cuatro comensales. ¿Sois más o menos en casa? Adecúa el tamaño de la sartén al número de personas o plantéate hacer más de una tortilla si sois muchos. Ten en cuenta que cuanto más grande sea la sartén, más cuesta darle la vuelta.
  • Profundidad: una sartén honda es ideal para hacer tortillas altas. Lo ideal es que tenga entre 4 y 6 cm de alto.
  • Bordes: para poder dar la vuelta a la tortilla sin que se deshaga, es imprescindible que los bordes de la sartén sean ‘suaves’.
  • Peso: busca una sartén que puedas manejar con comodidad para darle la vuelta a la tortilla. Las de un kilo son perfectas.
  • Antiadherencia: es imprescindible para que no se pegue tu tortilla. Las mejores marcas aseguran un antiadherente que perdura. Y evita utilizar aceite de más, así es que...
  • Resistencia: en esta misma línea, elige una sartén de una buena marca para que te dure muchos años.
  • Tipo de fuego: elige una adecuada a tu tipo de fuego (gas, vitrocerámica, placa de inducción…) o una versátil que sirva para todos.
  • Lavavajillas o lavado a mano: si eres de los que prefiere no fregar a mano, ten en cuenta que sea apta para lavaplatos. Pero yo prefiero que mi sartén de tortillas no pase por este electrodoméstico.
  • Exclusividad: si puedes permitírtelo (espacio y dinero), usa tu sartén solo para hacer tortillas de papas.

¿Qué tal la opción de una sartén doble para tortilla? Sinceramente creo que es mejor una sartén simple, pero si eres muy patoso y piensas que tu tortilla puede terminar en la encimera o en el suelo, puede ser una buena opción.

¿Sabes que las hay de mango desmontable? No descartes esa opción si quieres una sartén que puedas utilizar también para el horno. De hecho, hay receta de tortilla de patatas al horno, algo más ligera y bien sabrosa, y al microondas. Además, las sartenes sin mango ocupan menos espacio de almacenamiento.

Bon appétit!

Tortilla
El redactor recomienda