La coliflor tiene poca cantidad de cabohidratos, lípidos y proteínas, lo que la convierte en un alimento hipocalórico. Además, contiene vitaminas del complejo B, vitamina K y es muy rica en vitamina C (con tan solo 100 g de coliflor, obtendremos más de la mitad de la cantidad diaria recomendada).

Valores nutricionales (100 g)

Proteínas: 2.0 g

Fibra dietética: 2.5 g

Carbohidratos: 5.3 g

Grasas: 0.1 g

Calorías: 25 kcal

Tipos de coliflor

Puede presentar diversos colores dependiendo de su especie: naranja (al tener betacaroteno como la zanahoria); morada, por el mismo pigmento que hace rojo al vino tinto; la verde, conocida en determinadas partes del mundo como brocoflor; o la clásica coliflor blanca.

Coliflores de diferentes colores en el mercado. (iStock)
Coliflores de diferentes colores en el mercado. (iStock)


¿Cuál es la temporada de la coliflor?

De noviembre a abril estarán en su mayor esplendor, aunque se adelanta la recogida a los meses de septiembre y octubre, por lo que podremos encontrarla en los súper a partir de estas fechas.

Historia y curiosidades

-Una de las mayores pegas al cocinar coliflor es que huele. Podemos solucionarlo añadiendo al agua de la cocción un chorro de leche (recomendable si la vamos a hacer con bechamel o queso) o un par de cucharaditas de vinagre o limón, no tanto como para alterar el sabor de la hortaliza pero suficiente para eliminar el hedor.

-Botanistas árabes de los siglos XII y XIII determinaron que su origen se encontraba en la isla de Chipre.