Han saltado las alarmas en la red. El programa de Karlos Arguiñano, uno de los cocineros más mediáticos del país por su larga trayectoria en televisión, se ha convertido en el centro de las críticas después de que se viralizara uno de los consejos alimenticios de la asesora del programa, la doctora Esther Tellería, llevado a la pequeña pantalla por la colaboradora del espacio de Antena 3 Ainhoa Sánchez.

Al analizar el valor nutricional del menú del día realizado por Karlos y Eva Arguiñano, Sánchez indicó que no era recomendable comer más de tres piezas de fruta al día, pues ingerir una cantidad mayor puede "desequilibrar la dieta" debido a la gran cantidad de azúcares que contienen estos alimentos, algo con lo que no están de acuerdo todos los expertos en nutrición.

El chef Juan Lorca, quien se define como apasionado de la nutrición y la alimentación infantil, ha sido quien ha encendido la mecha. "No me puedo creer que me perdiera este programa. ¿Cómo se pueden dar mensajes así en televisión?", indicaba al respecto el cocinero, que arrancaba así una serie de críticas al consejo emitido en el programa.

En busca del equilibrio con las verduras

Las frutas y las verduras son componentes esenciales para una dieta saludable, por lo que la Organización Mundial de la Salud considera esencial un consumo diario mínimo de unos 400 gramos de estos alimentos (excluidas las patatas y otros tubérculos feculentos). De hecho, el organismo institucional calcula que cada año podrían salvarse 1,7 millones de vidas si se aumentara lo suficiente el consumo de frutas y verduras hasta alcanzar estos niveles mínimos.

Por su parte, el Ministerio de Sanidad, Consumo y Bienestar Social recomienda en su guía de estilos de vida saludable, comer más o menos tres raciones de fruta al día de entre 120 y 200 gramos cada una, es decir, el consumo de aproximadamente 480 gramos, a los que habría que sumar también una dos raciones de verduras y hortalizas diarias de entre 150 y 200 gramos; es decir, unos 350 gramos de verduras u hortalizas entre las cinco comidas recomendadas.

Así, tal y como se desprende de la información emitida por estos organismos, es difícil separar las recomendaciones sobre el consumo de las frutas del de las verduras si lo que se persigue es tener una dieta totalmente equilibrada. "La fruta, al ser más dulce y tener un sabor más atractivo, no causa tanto rechazo como la verdura y es más aceptada por el gran público. En ciertas personas es más fácil promover comer cinco piezas de fruta al día y después ir introduciendo la ingesta de verdura que hacerlo de la manera contraria", explicaba hace unos meses a Alimente la dietista-nutricionista María Casas a raíz de un debate similar en el que ponía sobre la mesa la necesidad de tomar cinco piezas de fruta al día.

La fruta, al ser más dulce y tener un sabor más atractivo, no causa tanto rechazo como la verdura


Según su opinión, consumir fruta es más fácil que tomar verduras y hortalizas pese a que con estos últimos alimentos se obtienen más beneficios que comiendo fruta. "Al final lo que estamos buscando es un aporte de fibra y de ciertos micronutrientes que favorecen la homeostasis y la fisiología humana", explicaba la experta, que añadía además que en líneas generales, los alimentos vegetales podrían cubrir la necesidad de fibra y antioxidantes que se necesitan en una dieta diaria completa.