Los cuatro nutrientes que necesitas para hacer frente a una pandemia
  1. Nutrición
Mantente sano

Los cuatro nutrientes que necesitas para hacer frente a una pandemia

Nuestro cuerpo necesita ciertos compuestos químicos para seguir funcionando en situaciones de normalidad. Ahora, en esta crisis, es esencial asegurarnos de que disponga ampliamente de todos, pero, especialmente, de los más importantes

Foto: Foto: iStock.
Foto: iStock.

Nuestro organismo es un reloj completamente sincronizado. Si estamos sanos, todas las piezas se mueven en completa armonía. El problema es que cuando un elemento extraño, que en esta ocasión es el coronavirus, pasa a formar parte de la ecuación, es necesario mantener todas las variables en sus niveles adecuados para aumentar la fuerza con la que podemos hacerle frente.

Por ello, una de las mejores vías que podemos seguir es la alimentación. Existen decenas de macronutrientes y micronutrientes que necesitamos para vivir en un estado normal. Ahora, asegurar sus niveles es prioritario. No son muchos y una dieta equilibrada nos los proporcionará, pero estos son los esenciales.

Agua

Parece lógico, pero es cierto que la deshidratación es un problema que muchos de nosotros sufrimos. Según la Organización Mundial de la Salud debemos beber al día entre 2 y 2 litros y medio de agua, pero muchos no alcanzamos esa cifra.

Foto: 2,5 litros de agua para los hombres adultos, y haciendo deporte, más. (iStock)

El líquido elemento es esencial para la mayor parte de funciones vitales de nuestro organismo. Lo perdemos constantemente, a través de la orina, de nuestro sudor, de la evaporación de nuestro aliento... Mantener los niveles de hidratación es esencial, y en el hipotético caso de haber contraído el coronavirus, uno de los principales síntomas que sufriremos será la fiebre. El sudor va de la mano con este síntoma. Eso se traduce en una pérdida constante y severa de líquidos. Ponerle remedio es sencillo y no tenemos por qué recurrir a otro tipo de bebidas, simplemente con agua nos bastará.

Vitamina C

Se trata de un micronutriente esencial (que tenemos que adquirir por la dieta, no lo generamos por nosotros mismos). Entre sus principales funciones está, como explica la OMS en el 'model formulary' de 2008, mejorar la capacidad de reacción del sistema inmunitario.

Por si esto fuera poco, la vitamina C es un potente antioxidante. Esto se debe a su capacidad de neutralizar los radicales libres, que provocan estrés oxidativo en nuestras células. En estos momentos en los que nuestro organismo está sometido a exigencias fuera de lo normal, reducir la cantidad de presión sobre él solo juega en nuestro propio beneficio.

Calorías

Seamos sinceros, no es el momento de llevar a cabo una dieta de adelgazamiento. Toca que, en el caso de que suframos fiebre, nuestro cuerpo empezará a quemar una gran cantidad de energía para mantener esa temperatura elevada. De hecho, uno de los principales síntomas de las enfermedades infecciosas que provocan fiebre es la pérdida de peso. Nuestro cuerpo necesita energía para seguir funcionando. Como comentábamos en este artículo, una persona normal consume entre 2.000 y 2.600 calorías al día. Con el aumento de temperatura corporal, esta cifra se dispara y deberemos llevar una alimentación acorde con esta nueva situación.

Zinc

Una de las principales funciones de este micronutriente es el mantenimiento del buen funcionamiento de nuestro sistema inmune.

Foto: Foto: iStock.

Un estudio del año 2017, elaborado por científicos de la Universidad de Helsinki, estableció que el consumo de entre 80 y 92 mg diario de zinc podía reducir la duración del resfriado común hasta en un 33%. Esto se debe al efecto directo que tiene este mineral sobre nuestras defensas. Aunque todavía queda mucho por estudiar y por aprender acerca del coronavirus, es de suponer que hacerle frente de una forma adecuada es imposible sin un sistema inmunitario que funcione con total y absoluta normalidad. Dado que el zinc es imprescindible para esto, la lógica dicta que, en estos momentos de crisis, sea imperativo tener unos niveles adecuados.

Enfermedades
El redactor recomienda