El gazpacho es una de esas recetas de mil y una versiones y con la que nadie se pone de acuerdo. Gusta a casi todo el mundo y gusta mucho, sobre todo cuando el calor del verano aprieta, que es cuando se convierte en un habitual en comidas y cenas.

Hay quien no le pone pepino al gazpacho, hay quien no le pone pimiento… Esta receta lo lleva todo para hacerlo bien completito pero, ya sabéis, cada cocina es un mundo y esta es solo una versión. ¿Cuál hacéis vosotros?

Foto: Snaps Fotografía.
Foto: Snaps Fotografía.


Tiempo de preparación: 15 minutos Dificultad: Fácil Coste: Económico Comensales: 6

Ingredientes

  • 1 kg de tomates
  • 1 pimiento verde
  • 1 diente de ajo
  • 1 pepino
  • 150 ml de aceite de oliva
  • 100 g de pan del día anterior
  • 30 g de vinagre de Jerez
  • Sal al gusto
  • Cebolla, pimiento y tomate como guarnición
  • Agua

Foto: Snaps Fotografía.
Foto: Snaps Fotografía.

Elaboración

  1. Pela los tomates con la ayuda de un pelador de patatas o con un cuchillo bien afilado y córtalos en varios trozos. Ponlos en un vaso de batidora donde irás añadiendo el resto de ingredientes.
  2. Pela y corta el diente de ajo y el pepino y añádelos al vaso. Añade también el pimiento (previamente lavado) y el pan cortados en trozos, el aceite de oliva, el vinagre y la sal.
  3. Tritura muy bien usando la batidora o en un robot de cocina. Tiene que quedar muy pasado para que no queden apenas grumos. Para acabar de rematar la textura, pasa el gazpacho por un chino o por un tamiz para conseguir que quede más uniforme.
  4. Sirve fresquito con guarnición de cebolla, pimiento y tomate.

El truco final

Si no tienes tiempo para enfriar el gazpacho, pica unos hielos (no demasiados para no aguar el gazpacho) y tritúralos junto con los ingredientes.