Cuando pensamos en naranjas se nos vienen a la cabeza multitud de preparaciones dulces. No obstante, nuestra herencia árabe nos ha dejado combinaciones sorprendentes como esta ensalada que combina colores y sabores contrastados para refrescar nuestras comidas de verano.

Tomando como inspiración la ensalada hurdana, una receta extremeña que se tomaba como desayuno y que combina naranja, chorizo y huevo frito, hoy hacemos una variante manchega que podrás preparar con antelación, en tan solo unos minutos y sin dejar la cocina patas arriba. Una mezcla de sabores dulces y ácidos compensados con la suavidad del huevo duro que alegrará tu mesa, además de aportar un plus de vitaminas y proteínas de calidad.

Ensalada de naranja


Tiempo de preparación: 15 minutos Dificultad: Fácil Coste: Económico Comensales: 4

Ingredientes

  • 3 naranjas
  • 2 huevos duros
  • ½ cucharadita de sal
  • 1 cucharada de miel
  • 3 cucharadas de aceite
  • 1 lata pequeña de aceitunas negras en aros

Foto: Snaps Fotografía.
Foto: Snaps Fotografía.

Elaboración

  1. Para pelar las naranjas, córtalas a lo vivo con un cuchillo afilado para retirar toda la piel, incluso la parte blanca que resulta amarga.
  2. Posa las naranjas en una tabla y córtalas en rodajas lo más finas posible.
  3. Rebana los huevos duros pelados y trocéalos.
  4. Para la salsa, mezcla media cucharadita de sal con una cuchara de miel y tres cucharadas de aceite de oliva. Mezcla bien con una cuchara.
  5. Dispón las rodajas de naranja en una fuente de manera decorativa.
  6. Distribuye los huevos troceados y los aros de aceitunas negras encima
  7. Adereza con el aliño de aceite y miel.

El truco final

Refrigera 1 hora antes de servir para que esté muy fría y los sabores se mezclen perfectamente.